¿Cómo realizar un Bonsái en Porcelana Fría?

Pueden realizarlo con hojas, frutos y hojas, flores y hojas o solamente con flores. Si es con flores usar las que más les guste y sepan realizar.

Recuerden que el bonsái por pequeño que sea produce flores casi de tamaño natural, en un comienzo da flores y frutos normales, pero al cortar sus ramas van engrosando y el árbol  aprende a dar hojas y frutos más pequeños.

La palabra Bonsái significa literalmente “bon” bandeja, recipiente y “sai” naturaleza. Se necesita mucha paciencia, trabajo y creatividad para lograr un trabajo hermoso.

Bonsái durazno en flor

1.- En una base de cerámica para bonsái, cubrir con plumavit o telgopor  hasta la mitad, agregar cerámica fría y sobre ella construir un esqueleto con alambre Nº 14 galvanizado de diferentes medidas, proporcional a la base para armar el árbol altura 50 cm. aprox. la rama más alta base incluida, dar la forma y forrar con papel adhesivo

2.- Cubrir con Cerámica fría modelando el tronco, dejando siempre las puntas de las ramas al descubierto,  dejar secar.

3.- Modelar con porcelana fría y hacer los detalles al tronco con una esteca para que quede leñoso, secar y pintar.

4.- Hacer 200 centros de estambres y armar las flores, se pintan con Rose Doré o rosa permanente, colocar sépalo y forrar alambre con floratape café.

5.- Elaborar 100 botones a medio abrir y 100 botones cerrados, 100 hojas pequeñas.

6.- Armar ramitos con flores hojas y botones, con cinta adhesiva fijar los ramos a las ramas del árbol, lo suficiente para ir cubriendo, forrar con floratape café.

 

Bonsái hibisco 

1.- De la misma forma anterior construir un árbol de 25 cm. con base incluida o proporcional a la base.

2.- Hacer  una flor de hibisco 2 botones 1 cerrado y otro a medio abrir y 15 hojas diferentes tamaños,  en su mayoría pequeñas.

3.- Se insertan la flor, botones y hojas en las ramas del árbol, fijando con papel adhesivo y forrar con floratape verde.

Debe quedar en forma armoniosa.

 

Estimados amigos, espero que mis instrucciones le hayan servido, deseo ver pronto esos lindos bonsái y recuerden que el mayor valor de las cosas que se ejecutan  “a mano”, es la alegría que se siente al ver que toman la forma deseada y que llevan el sello de nuestra individualidad.

Un cordial saludo

Salahi